Para solicitar una cita , puede ponerse en contacto con nosotros llamando al 950 24 68 68
o al movil 661 582 968
Tambien puede solicitarla enviandonos un e-mail o rellenando este formulario online

 

SOLICITA CITA CERRAR  

 
Estudio de la pareja infértil
Unidad de Diagnóstico Prenatal y Ecografía 3D/4D
Unidad de Reproduccion Humana Asistida
Unidad de Anticoncepción y Evaluación Preconcepcional
Unidad de Patología Mamaria y Ginecología Oncológica
Unidad de Cirugía Endoscópica
Unidad de Climaterio y Menopausia
bootstrap carousel bootstrap carousel

 

 
 
 
 

En Alboran CMM ponemos a su disposición todas las técnicas y medios de última generación disponibles.


Valoramos de manera individual cada caso y buscamos siempre el mejor tratamiento, utilizando siempre la técnica más adecuada para solucionar cada patología.
 
     

 



 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

  Cirugía y endoscopia  
     
 

En los últimos años, debido a los grandes avances tecnológicos, la cirugía ginecológica está experimentando un cambio radical y la mayor evolución se está produciendo a nivel del campo de la cirugía endoscópica. Las técnicas endoscópicas, desde sus primeras aplicaciones como elemento diagnóstico, han experimentado un importante desarrollo, y en la actualidad cabe destacar su aplicabilidad prácticamente en la mayoría de las intervenciones ginecológicas, enmarcadas dentro del concepto de cirugía mínimamente invasiva.

¿Qué es la endoscopia? La endoscopia se define como la observación directa del interior de un órgano o cavidad mediante un sistema óptico o endoscopio (tubo con iluminación conectado a una cámara de vídeo y monitor de televisión), que se introduce a través de orificios naturales o a través de la pared abdominal. Así se obtiene una información más fiable que las aportadas por otras exploraciones externas, como el examen físico, la ecografía o las técnicas radiológicas. 

¿Qué ventajas tiene la endoscopia sobre la cirugía tradicional?

La endoscopia ginecológica, es una técnica de mínima invasión, que en comparación con la vía tradicional, intenta reducir la morbilidad y/o complicaciones postoperatorias del acto quirúrgico, manteniendo la efectividad y la seguridad del procedimiento. Las ventajas que ofrece, frente a la cirugía convencional, son varias: menor incisión con reducción del traumatismo de los tejidos musculares, reducción en la tasa de infecciones, menor dolor postquirúrgico, con disminución del consumo de analgésicos, rápida incorporación a la actividad cotidiana y laboral, y mejor resultado  estético, la cicatriz no supera los 1,5 – 2 centímetros.

 




 

¿Qué vías de abordaje tenemos?

La cirugía endoscópica ginecológica incluye dos grandes grupos en función de la vía de abordaje:

  1.  CIRUGÍA HISTEROSCOPICA
  2.  CIRUGÍA LAPAROSCOPICA

  

HISTEROSCOPIA

¿En qué consiste?  La histeroscopia es una técnica que consiste en la introducción por vía vaginal, y a través del cuello del útero, de una lente de muy pequeño calibre, que permite la visualización directa de la cavidad uterina y sus posibles alteraciones (pólipos, miomas, tabiques), así como el tratamiento de la patología diagnosticada.

 

¿Cuál es su finalidad?  Se puede realizar con fines diagnósticos y/o terapéuticos (histeroscopia quirúrgica).


1.- Histeroscopia diagnóstica.

Es una prueba que se realiza de forma ambulatoria. Por lo general, no requiere el uso de anestesia/sedación ni tampoco ingreso hospitalario. La duración de la misma no suele exceder los 10-15 minutos, y comúnmente se trata de un procedimiento bien tolerado por la paciente (cerca del 90% refieren molestias no mayores que los dolores asociados a la menstruación), lo que permite la pronta incorporación de la mujer a su actividad diaria  habitual.


2.- Histeroscopia quirúrgica.

Esta prueba precisa para su realización de anestesia general (sedación) o regional, ya que al emplear un instrumento de mayor diámetro que el usado para procedimientos diagnósticos, requiere de dilatación cervical.

Con esta técnica se resuelven la mayoría de las anomalías que son diagnosticadas de forma ambulatoria o se sospechan mediante la realización de técnicas de imagen (ecografía, histerosonografía, RMN…).

La duración de la intervención por norma general no suele superar los 30 minutos, y al encontrarse la paciente bajo acción anestésica, suele tratarse de una prueba bien tolerada  y con complicaciones infrecuentes, y en general, poco importantes, lo que la convierte en una técnica muy segura y resolutiva: alta domiciliaria el mismo día de la intervención. 

 

¿Cuáles son sus indicaciones?

Las indicaciones quedan resumidas en la siguiente tabla:

 

 

¿Qué molestias puede ocasionar? Entre las molestias más frecuentes destacan:

- Sangrado vaginal escaso,  el cual irá disminuyendo con el paso de los días, usualmente desaparece tras 7-10 días.

- Dolor pélvico, similar a la menstruación, de unas 24-48 horas de evolución, que suele mejorar o ceder con la toma de analgesia habitual. 

¿Qué riesgo tiene?

La histeroscopia es una técnica bastante segura, con una tasa de complicaciones de alrededor del 0,2 %, entre ellas se describen: creación de falsa vía, reacción vaso vagal, dolor agudo, perforación uterina e infecciones.

 

¿Cuáles son las recomendaciones posteriores al procedimiento?

  • Reposo recomendado de unas 12 horas después de la intervención, posteriormente dependerá de cada paciente.
  • No reiniciar relaciones sexuales hasta después de 7-15 días.
  • Evitar baños de inmersión.
  • Lo siguiente sería motivo para acudir a Urgencias:
  • Fiebre >38ºC
  • Dolor que no cede con analgésicos
  • Sangrado vaginal que va en aumento. 


HISTEROSCOPIA Y ESSURE      

¿Qué es el sistema ESSURE?  Essure es un nuevo método anticonceptivo permanente que se coloca por vía histeroscópica. Se trata de un pequeño dispositivo flexible de 40 mm de longitud y 8 mm de diámetro que se deposita en la parte proximal de las  trompas de Falopio. Está formado por un muelle de nitinol (aleación de niquel y titanio) y unas fibras de polietileno que van a producir al cabo de 3 meses una fibrosis y oclusión de las trompas, impidiéndola posibilidad de embarazo.

  

Essure ¿se adapta a su situación? Como todos los métodos anticonceptivos permanentes, Essure sólo estará indicado si:

• La paciente está segura de que no quiere tener más hijos.

• Desea un método de contracepción permanente.

• Piensa que no va a cambiar de opinión.

 

¿Cuáles son sus ventajas? 

• Una recuperación rápida: La mayoría de ellas pueden volver a sus actividades físicas cotidianas en menos de un día. En el estudio clínico más reciente llamado Estudio Piloto, el 92% de las mujeres que trabajaban fuera de casa, volvieron al trabajo en 24 horas, o incluso menos, tras el procedimiento.

Es rápido: la duración del procedimiento  es  menos de 30 minutos.

Ningún efecto secundario causado por hormonas: los dispositivos no contienen ni liberan hormonas.

No necesita una anestesia: Se realiza de forma ambulatoria, aunque unas horas previas a su inserción se recomienda la toma de un relajante.

Ninguna cicatriz.

 

Es un método seguro, bien tolerado por la paciente, efectivo en el tiempo, irreversible, más coste-eficiente que la ligadura de trompas y compatible con un tratamiento de Fecundación in Vitro si fuera necesario.

https://www.youtube.com/watch?v=SUy4p3qqlq4

¿Precisa de revisiones?

Por norma general, se realiza una revisión a los 3 meses, para comprobar la colocación correcta del dispositivo, que se hace a través de una prueba de imagen: Radiografía simple de pelvis, ecografía transvaginal o Histerosalpingografía. Una vez confirmada la  colocación como adecuada, se puede hacer uso del método con tranquilidad. 

 

LAPAROSCOPIA

¿En qué consiste?

La laparoscopia es una técnica de cirugía mínimamente invasiva, que se realiza bajo anestesia general y que permite acceder al interior de la cavidad abdominal sin la necesidad de realizar una intervención a cielo abierto. Mientras que en la cirugía tradicional “abierta”, el cirujano usa una sola incisión para entrar al abdomen de un tamaño considerable, en  la cirugía laparoscópica se realiza  varias incisiones llamadas “puertos” de 0.5 a 1 cm cada una. 

Consiste en la introducción de CO2 en la cavidad abdominal mediante una aguja insertada a través del abdomen a nivel del ombligo. Una vez conseguida la distensión de la cavidad abdominal, se introducen unos trócares ó guías de 5 y 10 mm, a través de los cuales se colocan los elementos de trabajo (óptica, tijeras, pinzas de prensión, coaguladores, etc.). Generalmente el trócar umbilical de 10 mm se utiliza para introducir la óptica y se acompaña de uno ó dos trócares accesorios, normalmente de 5 mm, colocados en la parte baja y externa del abdomen para los instrumentos de trabajo.

 


  https://www.youtube.com/watch?v=OyBTA4hAJ0g

  https://www.youtube.com/watch?v=lrUeatp6Pvo


¿Cuál es su finalidad?  El objetivo de la laparoscopia es doble: por una parte se trata de un procedimiento que nos permite  diagnosticar y por otra resolver todos aquellos problemas que se detecten en el curso de la intervención.

 ¿Cuáles son sus indicaciones?  Entre las indicaciones de la laparoscopia podemos destacar: 

  • Estudio de esterilidad.
  • Diagnóstico de malformaciones uterinas.
  • Dolor ó algia pélvica no explicado.
  • Esterilización tubárica bilateral (ligadura de trompas).
  • Endometriosis.
  • Quistes y masas ováricas.
  • Embarazo ectópico.
  • Ooforectomía (extirpación de ovarios).
  • Miomectomía (extirpación de miomas).
  • Salpingectomía (extirpación de trompas patológicas).
  • Drilling ovárico (ovarios poliquísticos).
  • Histerectomía (extirpación del útero). 

¿Cuáles son las ventajas de la cirugía laparoscópica?  

  • Disminución de los días de estancia hospitalaria (Alta 48-72 horas del ingreso).
  • Mejor y más rápida recuperación postquirúrgica: menor dolor postoperatorio y menor consumo de medicamentos analgésicos.
  • Pronta reintegración de las pacientes a sus actividades laborales.
  • Excelente resultado estético.
 
 

 

 

 

 

 

 
©2014 Web diseñada y programada por Garamasoft | Aviso legal y política de privacidad